Diluyes con tus caricias mis miedos
y cual náufrago,
me refugio en la orilla de tus senos
allí, sé que de amor me lleno dulcemente,
y mi alma refleja tornasol
el arcoiris de tu ternura

Recojo del viento la melodía de tu alegría
y en voz a borbotones me derramo
dejo mis pérfidas y lujuriosas historias
sobre tus mojadas nalgas expectantes

Sigue fingiendo lealtad
mientras reboso tus ratos secretos
de emoción y aventura
de éxtasis perfecto