«las cosas que ahora sigues recordando
flotan sobre las aguas del olvido»,
más mantienen tu cayak río abajo
en el torrente del desquicio,
son los remos que puliste
a golpe de guijarros,
estribillo infantil
cántico cíclico.