No sé qué es el amor aunque lo sienta
y trate de explicarlo con el verbo.
No sé qué es el furor que hay en mis venas
e inspiran a la pluma entre mis dedos.

Sé que de amor me lleno dulcemente
y en voz a borbotones me derramo.
Sé que de amor se sacian mis sentidos
y en versos extasiados me declaro.

No existirá el olvido en mi conciencia
ni lágrimas que recuerdos ahoguen
ni fuerza superior a de sus besos.

No me valdrá ninguna condolencia
perdida seré yo si mis simientes
no nacen del amor que hoy le tengo.